viernes, 1 de julio de 2011

Sin darme cuenta



Este año ya no es ni con lamentaciones, este año es sin darme cuenta. Cumplo años sin darme cuenta, tal vez porque simplemente no quiero hacerlo, no quiero prestarle atención, y de hecho, puede que ahora mismo no sea lo más importante que me ronda. De hecho, quizás Durkheim y su célebre obra “El suicidio” sean más interesantes para mí ahora mismo. La verdad es que creí que la Sociología me atraería más de lo que lo ha hecho, pero nadie te libra de un examen porque la materia no te atraiga lo suficiente.
Y aquí ando, cruzando el cuarto de siglo, haciéndome más y más vieja, y ya casi da lo mismo… los madrugones veraniegos, la UPO y los exámenes ocupan mi tiempo, mente y preocupación. Los planes de futuro son eso, futuro, con el componente mágico que tiene todo lo que guarda la distancia de un par de semanas. Casi me alegro de encontrarme así, con la cabeza en las Ciencias Sociales y la esperanza en todos los planes que vendrán. Ya no hay balances, no me planteo si me imaginaba así a esta edad o si lo que me rodea está en perfecto orden y equilibrio.

En una ocasión puse aquí la foto de mi primer paso. La entrada no tenía nada que ver con la imagen, ni tampoco se relacionaba mucho con lo que ahora voy a contar; es lo que tienen los comienzos, que cuesta encauzarlos. Yo andaba agarrada a los muebles o las personas, y gateaba con rapidez los trozos de camino en los que no encontraba ni una cosa ni otra. Entonces llegó un día, mi madre me lo ha contado muchas veces; un día en el chalet de mi madrina donde habíamos pasado el fin de semana. Nos íbamos, mi madre andaba recogiendo nuestras cosas. Preguntó que donde estaba yo, y aparecí. Venía andando sola, nadie me había animado o incitado a hacer tal cosa, yo sola cogí un bote de toallitas DODOT para agarrarme, supongo que pensaría que haría la función de un mueble, y fui andando al encuentro de los demás. Cuando pienso en mi gran hazaña me río de la ingenuidad infantil, esa que desconoce que de haberme caído, el bote de toallitas no habría servido de nada, pero esa ignorancia me hizo dar el paso, literalmente. Luego me quitaron el bote, y siguiendo la tradición de mi casa, siguieron las fotos que ya llevaban un rato haciéndome, en las que sale el bote famoso. Hoy vuelvo a poner aquí esa foto, esa que no está del todo bien escaneada, en la que me llama poderosamente la atención la postura de mis pies y mis manos y la expresión de esa cara entre aterrorizada y excitada por su logro. Y fue así, sin darme cuenta, cuando nadie me miraba, cuando yo creí que era mi momento. Lo pienso, y muchas cosas buenas me han pasado sin pretenderlo, sin buscarlas, sin darme cuenta, sólo haciendo lo que creí que había que hacer, cayeron solas, vinieron a buscarme.
Tal vez es lo que estoy ganando al cumplir un año más, la madurez despreocupada de aceptar las cosas como vienen, trabajar en lo que quiero y sorprenderme por esas cosas que llegan sin darse uno cuenta.
Bueno, pensándolo bien, lo llamativo de la foto es lo extraña que me veo sin melena ni flequillo…

Últimamente tengo el blog descuidadillo, aunque me esfuerzo en que no sea una amalgama de letras agonizantes. Para evitar esto, y pese a los exámenes, no podía dejar este año, como todos los años, de publicar una entrada esta noche, que hace ya veintiséis veranos fue una madrugada calurosa de lunes de luna llena, donde mi primeriza madre, como ya conté una vez, casi sola, me trajo al mundo.

18 comentarios:

No cogé ventaja, ¡miarma! dijo...

Muchísimas felicidades Mercedes.
He venido a tu blog para felicitarte, sin saber que habías publicado, pues he leido en Arte Sacro que hoy cumples años junto con otro amigo Juanjo Bustelo.
Eres grande, ya tienes hasta servicio de prensa y eso que solo cumples veintiseis.
Un beso fuerte y que tengas, no solo un día feliz sino, toda una vida maravillosa

El callejón de los negros dijo...

¡Los de Arte Sacro te tiene fichada! je je je

Cumplir los años respirando con la profundidad que vos lo hacé (permíteme este deje en homenaje a que no pudimos decir aquello del Flaco "hoy ganamos el partido") nos hace a los demás ponernos a pensar y soñar que puede haber un futuro mejor.

Un beso enorme
Antonio

Zapateiro dijo...

Según la foto, ya estabas pensando ahí qué pasaría al cumplir los 6 años, jajajaja, siempre temerosa de sumar palitos.

La vida al final es el resultado de afrontar las cosas que vienen de una manera u otra.

Por lo pronto, te deseo que abandones ya por un tiempo esos campos de la UPO y que los resultados sean buenos, lo demás ya se verá.

Un beso fuerte y ¡muchas felicidades!

Enrique Henares dijo...

Ya lo he hecho por tuenti (nuestra habitual vía de contacto) pero felicidades también por aquí.

Pd: qué sabor añejo a veranos ochenteros tienen esos petitos como el que llevas.

La gata Roma dijo...

Rafael, acabo de llevar a casa, y no sabía lo de artesacro, jajajaja, pero vamos, mi apellido me lo han escrito regulín, ains, es mi sino…
Muuuuchas gracias, a pesar de estar de exámenes intentaré pasar un buen día.

Antoñito, como el futuro dependa de mí… puffff…. Lo de artesacro ya digo, ni lo sabía, mi madre acaba de buscarlo…

Yo también espero dejar pronto esos lares…. La cara de la foto es un poema vaya… pero no sabía yo la que se me venía encima…

Enrique, además, el petito es de pintor que pintas con amor, jejeje con sus manchas… Y las lonetas Victoria que ahora están de moda otra vez, también son ochenteras a full.

Kisses a todos y gracias

Orleans dijo...

Muchas felicidades, guapa. Me encanta la fotito :)
muaaaa

trianatrinidad dijo...

Felicidades querida gata, y deja que vaya pasando la vida disfrutándola a tope, que ya veras cuando te acerques a los cincuenta, como eso si que es correr y no el F-1 de Fernando Alonso.Kisses.

eres_mi_cruz dijo...

a Dumbo le valió la pluma...
y a ti las toallitas DODOT...
ni sociología ni psicología...
¡pistología!... qué gran lección....

felicidades gata, tú sí que puedes volar...

sevillana dijo...

Muchas, pero que muchas felicidades.
Por cierto, a mi me gusta la foto que has puesto.
Besos

Rebeca dijo...

Feliz cumpleaños niña! Cómo te atreves a considerarte mayor! yo voy a cumplir 32 en agosto, ja,ja! y al final todo pasa en un suspiro, y se encuentra como bien dices, que muchas cosas vinieron solas sin pretenderlas.
Me ha sonado de fondo la canción de Amaia Montero: las cosas suceden sin darse cuenta. Así es, como ese primer paso, en el momento preciso, y como el resto que te harán seguir hacía delante.

Yo me pensado en mi bicicleta y aquellas rueditas chiquititas que te iban levantando del suelo para que tuvieras confianza y aprendieras a ir sobre 2 neumáticos en lugar de 4.

La gata Roma dijo...

Muuuuchas gracias Orle, la fotillo es que tiene el encanto cutrecillo de los ochenta yo creo…

Exacto Tri-Tri, yo creo que como te pares a pensar la velocidad que lleva esto te vuelves loco, mejor es actuar que pensar…

Eres mi Cruz, eres taaaan grande… Como se nota que tienes niños y cine del bueno en casa. Yo he visto Dumbo, of course, pero no me acordaba de que la ciencia se llamaba Pistología. Que estupendo, ojalá volara con mi bote amarillo de DODOT.

Gracias Sevillana, lo dicho, la fotillo tiene su cosa, aunque está feo que yo lo diga, jajaja

Rebeca, yo creo que cada uno a su edad se considera viejo, o yo lo hago al menos. Y sí, sin darnos cuenta pasa otro año, que cantaban los M-Clan.
Yo tenía un triciclo rosa de plástico que me encantaba aunque no tenía muy controlado lo de pedalear y le daba con los pies, jejeje pero no tenía más de dos años, que parece que era demasiado tonta, jejeje

Kisses para todos

Enrique Henares dijo...

No me había fijado en el detalle de las Victoria, jaja!

Yo hace un par de años que vivo con ellas en verano. Les tengo más aprecio aún que de niño con eso de que ahora no haya que ponerse los cordones.

Gema L dijo...

A todos nos cuesta cumplir años y todos lo hacemos casi sin darnos cuenta..

La gata Roma dijo...

Enrique, yo además es que tenía una madre que aunque era administrativa, lo era en un almacén de zapatos, así que toda mi infancia veraniega está plagada de Victoria de tooooooodos los colores…
Por cierto ¿qué es eso de que has cerrado el tuenti con la edad?

Gema, seguramente es así, y sobre todo, es mejor que ocurra así.

Kisses

impresiones de una tortuga dijo...

No sé si saldrá el comentario, porque tengo problemas, pero si sale, espero que de los exámenes bién, de salud mejor, de ánimos perfecta y de años... lo bueno de los años es cumplirlos.
Un besazo.

El Naranjito dijo...

Perdonamoe Gatilla, mis multiples ocupaciones veraniegas (leer el Marca, empaparme del Salvame de Luxe, etc. etc.) me han impedido pasarme antes por aquí.
Muchas felicidades aunque sea con atraso.
Un abrazo.

Humberto Dib dijo...

Hola, vi tu comentario en otro blog y me dio curiosidad.
Me ha gustado tu espacio.
Si me permites, voy a seguirte.
Si tienes ganas, sólo si tienes ganas, puedes visitar mi espacio que serás recibida con afecto.
Un cariño.
Humberto.

La gata Roma dijo...

Gracias Tortuga. Mi madre dice lo mismo de los años… De lo demás no me quejo mucho, ando pendiente de alguna nota pero en fin, espero que prime la suerte y la justicia ejejejej

Naranjito, me han encantado tus ocupaciones, jajajaja Disculpado por supuesto.

Umberto gracias por tus palabras.

Kisses a todos

Related Posts Plugin for WordPress, Blogger...