martes, 15 de abril de 2008

La Feria se va… ¿nuevos tiempos vendrán?


Y otra Feria se fue… Estoy cansadísima, estoy contenta, veo lo que se avecina y la verdad, miro para otro lado. Es un pequeño schok para mí el retorno, estos cambios al volver de las vacaciones, el regresar a mi rutina y todas esas cosas, buenas y malas, que encuentro siempre a mi vuelta.
Rememoro mil cosas de las vividas en esta semana. Los cambios de zapatos el lunes para entrar en la Feria en condiciones, los brindis de Manu, el rato con Laura, manzanilla, rebujito , y tantas cosas que se cerraron con el chocolate con churros de la mañana. El martes, el cansancio, la desgana… No la desgana mía, sino la de los demás que me acabó medrando. El miércoles traje rosa y negro, el día no invitaba a nada mas alegre, pero al final todo se arregló un poco, e incluso al llegar al Real, salió un tímido rayito de sol… La verdad es que me he ido librando de mojarme mucho en estos días. Anécdota, bailando con María se me desabrocha el mantoncillo que agarro y el broche sale por los aires; al vuelo lo pilla el portero de la caseta, lo recupero todo sin dejar de bailar, una coreografía no ensayada que sólo sale así de bien en la Feria. De este día podría contar más cosas, pero el decoro se impone, y me reservo el rato con ese director espiritual, que es todo un personaje… Llegó el jueves; uno de los mejores días. De rojo y blanco, poniéndole al mal tiempo mi mejor cara volví al barrizal que ya se iba secando un poquito. Y tras años sin pisar el Real, mi sevillano mas atípico volvió a la Feria; menos mal que no le gustaba, si le llega a gustar se queda a dormir allí entre dos sillas… Encima se le empieza a ver el filón a eso de tener un amigo actorucho famosillo, y haciéndose fotos con algunas cocineras (Arrayaneras incansables ellas) nos han invitado a algunas jarras de rebujito… Y eso que no lo vieron cuando bailaba conmigo, catavino en mano, sin derramar nada, increíble pero cierto. Tan bueno fue ese día y tan tarde acabamos, que el viernes me pasé gran parte del tiempo queriendo irme… Al fin estrenaba traje, y cansancio, y la afonía, que como cada año me llegó, y esos zapatos al tono… me da escalofríos recordarlo. Pero también fue un gran día, la lluvia no me deslució el estreno, conocí al fotógrafo nostálgico, Manolo Navarro, y cuando ya me iba; cosas de la Feria, a la caseta otra vez… Los detalles cruzando el puente cambiándonos los zapatos y la rendición final me los voy a ahorrar por mi bien. Sábado, que gran día; para empezar porque pude dormir y llegué a al Real por la noche. Una vez reunidos todos, que costó un poco, ya el resto es difícil de contar porque fue muy rápido. Cuando me quise dar cuenta, el camión que riega nos estaba “echando” y yo ni tenía ganas de irme ni nada, pero no se puede luchar contra los elementos. Esta noche podría recibir el nombre de “Noche de los claveles” pero esas son las cosas de mi madre, para que mi vida no sea aburrida. Como este año la Feria me pilló sin melena, las flores que uso con el traje vaquero y blanco, que es el que llevaba el sábado, no me quedaban nada bien. Dándome igual de todo, me puse una peina y me fui a la calle. Mi madre me dijo: Te voy a comprar un clavel o algo, para que no vayas tan sosa… A mi me da igual ir sosa la verdad, pero interceptó a una gitana y le compró, no uno ni dos, sino al menos quince… Así que fue repartiéndole claveles a todo el mundo. Eso y otras cosas, hicieron de nosotros unos superferiantes; sobre todo Rafael, que no se puede tener más arte bailando, pero claro, es que ya ni es de Priego ni de Granada, él ya es trianero y de la Estrella, eso es adaptarse, si señor. Pero claro, hasta Kike baila sevillanas ya, si es que en dos días los he convertido en superferiantes, jejeje. Será el encanto del Miura Perlito, que reina en la parte interior de mi caseta, dónde la barra. Muerto hace un par de años a manos del Fundi, tememos que en una bulla se nos caiga encima, aunque de momento vamos escapando. Me habría gustado ir a ver los fuegos pero ya no podía más. Han sido muchos días, mucho barro en los zapatos, mucho lo bebido y lo comido… Y me siento rara. Mis trajes están colgados delante mía, cansados y tristes, como yo. He vuelto a mis vaqueros, a comer sin rebujito, a que si el teléfono suena no es alguien que me llame por el placer de verme y compartir un rato… Y es que soy más capillita, pero la Feria me gusta mucho…


Como esta primavera está siendo tan peculiar, hoy ya es 14 de Abril, con sus banderas en el puente, y el recuerdo para aquellos que tal día como hoy quisieron darle aires de modernidad a un país que estaba en un tira y afloja político desde hacía muchos años… Muchos creen que son conceptos viejos, ideas viejas, muchos recuerdan lo que pasó años después, otros no lo quieren recordar; algunos piden justicia, muchos cierran los ojos, los hay que levantan el puño, mientras otros pasan de todo. Y yo no hago hoy apología de nada, yo sólo miro al puente, y pienso, y recuerdo lo no vivido, me acuerdo de todo eso sabiendo en que momento vivo, teniendo mis ideas y esperando que al menos, algún día sean tan respetadas como yo lo intento hacer con las de los demás.

22 comentarios:

aiNOha dijo...

Querida amiga, menuda feria q tas metio. Al final el miercoles le eshé való y me puse el traje y menos mal, xq no me calló ni una gota...A partir de ahi to los dias.

Sinceramente mi prima me fastidió un poco la fiesta,es lo q tiene ser tan distintas, una alicantina y yo sevillana, somos la noche y el dia.
Se sorprendia con todo,de que hablase con gente que ni conocía, de que me sacaran a bailar, de que nos arreglasemos tanto pal pescaito... No sé, y yo como no soy guasona ni na.. jeje en fin. La verdad es que podría haber acabado mejor mi feria 2008, no tengo demasiadas quejas la verdad, pero weno, tan solo espero que la del año que viene gane a esta con ventaja.

MiL besitos guapisima!

La gata Roma dijo...

PIDO PERDÓN POR EL DEFECTO DE FORMA; ESTA ENTRADA SE COLGÓ YA EN 15 DE Abril, pero no puede hacerlo antes. No encontré la foto del Puente con la bandera tricolor, tendré que rebuscar en alguna hemeroteca virtual.
Kisses

El callejón de los negros dijo...

Al leer tu crónica de la semana no puede sentirse más que una alegría tremenda al leer,al gozar con que el personal se lo sigue pasando en grande en una feria que sigue siendo una caja de sorpresas llenas de vida y sentimientos, todo ocurre en la feria, y la manzanilla pone la gasolina. Convencido estoy que tu relato llenará de envidia sana el ambiente y pronto pasarás a engrosar la lista de mitos feriantes. Los claveles, para madre e hija, formariáis un cuadro de Gonzalo Bilbao... besos a ambas.

Y respecto a las banderas colgando el puente, ojalá alguien se subiera a la SantaJuana de la Giralda y se la pusiera de montera. Recordar aquello es apología de la libertad. No es delito. Es muestra de valentía.
Llegarán tiempo mejores.

Enhorabuena.

Necio Hutopo dijo...

"A mi me da igual ir sosa la verdad"... Y lo dices después de poco más de 15 líneas en donde, fácilmente, usaste al menos cinco vestuarios distintos?

Anónimo dijo...

Pedazo de feria. No te quejarás para nada. Por cierto que guapa estabas el viernes, el pequeño momento que pude verte.
Me hubiese gustado pasar a veros, pero ha sido una feria tan pequeña de días para mi. Espero vernos pronto. Un beso.

Fdo.: La de los apellidos.

"tarnishí" dijo...

pos si pos si, ya paso, que le vamos a hacer, Ah felicidades a Todos los Republicanos de corazón, yo entre ellos por el día de ayer, yo al no tener coche no pude ir pero si ire el dia 20 a la mani que sale desde los jardines del cristina a las 12:30.
un baccio

"tarnishí" dijo...

Ah! y a la llegada a marques de contadero a la 13:30 toca alfonso de Valle.

Canónigo Alberico dijo...

Genial tu blog, genial

Canónigo Alberico dijo...

digo pa no pasarme y dar la razón a Groucho

La gata Roma dijo...

Buenas tardes a los nuevos y a los de siempre, sin mucho más, procedo:

Ainoa, me alegro de que te animaras, mi madre el miércoles no se vistió y luego estaba mosqueadilla. La Feria del años siguiente siempre debe ser mejor. El año que viene te vienes conmigo y te traes a tu prima, que la ambiento yo rápido, jejeje Ya verás la influencia de Perlito.
Antonio ¿mito de la Feria? Jajaja me tienes en un concepto muy alto creo yo, me conformo con pasarlo bien. Lo de los claveles la verdad que tenía toque antiguo, de costumbrismo desacostumbrado, tu sabes. Y no me piques que me subo a la Giralda todavía…
Necio, es que no tiene nada que ver. Lo de los diferentes trajes de flamenca es parafernalia de la Feria, e ir sosa es un estilo menos cargado… Sencillez compleja que tiene una, jejeje
Mi muy estimada amiga de preciosos apellidos, gracias, me pillaste estrenando, aunque con la boca cerrada iba más mona, según tu consorte, es que pierdo la voz en Feria siempre… Me habría encantado verte, pero ya os secuestraré el año que viene… Yo también espero veros pronto, ya inventaremos algo.
Tarnishí, si lo sabía, es que tengo una infiltradilla en la agenda cultural de cierto periódico que ha incluido todo lo que ha encontrado y algo más, en las programaciones de estos días. A Alfonso del Valle lo ví hace un par de años en un concierto de Ismael Serrano, en el desaparecido Palenque.
Canónigo, muchas gracias, pero no seas tan parco, jejeje Yo me paso el día dándole la razón a Groucho, era para picar a lal personal.

Muchos besos a todos

Sergion dijo...

La Feria... Sería bonito vivirla... Aunque creo que está complicado vivirla desde dentro, en las casetas.
En cuanto a las ideas, siempre hay quien las respeta. Yo, respeto :)

Besos y abrazos de gato a gata

sevilla calling dijo...

Tienes toda la razón en lo bonito que está el puente con la tricolor, y es que ya lo dice la copla flamenca a ritmo de tango, "Qué bonita está triana / cuando le ponen al puente / banderas republicanas" (por cierto, si lo puedes escuchar cantado por Carmen Linares en su "antología de la mujer en el cante", se vuelve sublime)

Ante tu confusión y esa nostalgia que nos deja la finalización de nuestras dos principales fiestas, te anuncio el paseo prometido: para el fin de semana descubriremos la Sevilla gótico-mudéjar (espero que bajo un cielo azul primaveral).
P.D. Este paseo turístico está patrocinado por tasca "Pepe el muerto" y "Casa Vizcaíno".

Du Guesclin dijo...

Pues no que me he puesto nostálgico... Hace mucho tiempo que no vivo una feria tan intensa como la que has descrito, pero mucho. De hecho los últimos años mi estancia en el Real es prácticamente testimonial: un dia, dos si acaso, y poco tiempo.

Es curioso, pero conforme avanzan los años cambian los gustos y las costumbres; la Semana Santa ha ido ganando terreno en mi a la Feria y... como siga así, va a terminar por gustarme hasta la navidad...

Saludos.

Moe de Triana dijo...

Menos mal que ya se ha terminao la feria miarma, que no veas si cansa, más que trabajar diría yo, porque entre que vamos pa la caseta de fulanito, vamos a tomarno una copita con menganito, hace uno más kilómetros que el probador de McLaren miarma...

¡Un saludasso Gata!

Orleans dijo...

Las ideas son la ventanas de los sueños,y éstos,de la libertad.Nunca dejes de pensar,aunque sea a tu manera.Un beso con forma de faralaes.

herodes de la betica dijo...

Veo que has pasado una feria, de las que hacen época, y no sabes lo que me alegro. El salón de casa, tenía ayer la mesa, exactamente igual que la tuya, pero bueno, es una vez al año y hay que disfrutarla.
Por cierto, bandera tricolor cómo bien han dicho en uno de los comentarios no es delito, es un derecho de la democracia y la libertad de expresión: faltaría más...
Un besazo

el aguaó dijo...

Bueno, bueno, leyendo tu crónica se puede decir que la Feria la vives con la intensidad de una feriante consumada.

Me alegro que lo hayas pasado en grande.

Me quedo con de este día podría contar más cosas, pero el decoro se impone, genial frase que cuelga el suspense en la entrada.

Yo me quedo con el Jueves de Feria, como ya dije en mi blog. Fue el primer día, y el que menos tiempo estuve en el Real, pero el más intenso.

Y me voy a permitir una licencia, por estar en tu blog. Dale un fuerte beso a mi querida amiga Mer, que espero haya disfrutado de la Feria tanto como tú.

Un fortísimo beso amiga Gata.

El Caliz de la Canina dijo...

Pues la verdad es que esta instantanea me recuerda mucha a la mia,cuando en una caja de cartón, metí mis dos túnicas de nazareno.Es una sensación de alegría por lo vivido y de tristeza,porque ya sabes que hasta que no pase un año,no lo vivirás otra vez.

En fin la Canina seguirá cavilando .......

La gata Roma dijo...

Buenas noches, la primavera me tiene sin energía, se me ha mezclado con la resaca de Feria, pero para contestar siempre se sacan minutillos.

Sergion no te creas; algo de tópico tiene eso. Al final todo el mundo tiene caseta, bien por su peña, por su hermandad, por su empresa, por su grupo de amigos… y luego están las visitas de rigor a otras casetas. Lo de que tu respetas ideas es evidente y confirmado.
Sevilla calling, como la calidad de comentaristas que tengo es fantástica, eres el segundo que deja esa letra; y la recomendación de Carmen Linares me la apunto. Envidia de paseo, espero que el tiempo y la autoridad lo permitan, ya sabes. Por cierto, ¿El Muerto te refieres al que está cerca del Garlochí? De Vizcaino si que no tengo dudas, incomparable él.
Du Guesclin, todo es proponérselo, la Feria es cuestión de ambiente. La Semana Santa siempre tiene más terreno en mí, pero la Navidad… no sé yo si llegará a gustarme algún día.
Desde luego Moe, a mi me deberían pagar, pensándolo bien. Y como siempre, un recuerdo para Pedro Martinez de la Rosa, al que siempre tienes en tus oraciones por lo que veo. Ese pobre mío si que traga polvo.
Orleáns, no creo que pudiera dejar de pensar nunca, y estoy muy de acuerdo con lo que dices. Solo un apuntito, manías linguísticas que tiene una; es que aquí lo de faralaes no gusta mucho, eso se usa de Despeñaperros para arriba. De hecho ni tengo muy claro lo que son, creo que son los volantes.
Herodes, hicimos lo que pudimos. Tienes razón, durante esta semana se toman los salones como vestidor.
Ramsés, si alguna vez nos encontramos más lejos de un post recuérdame esa frase, porque puede que la historia que encierra te guste. No sé si Mer se pasará por aquí para responderte, pero puedo decir que también ella lo pasó muy bien. Me alegro de que dentro de toda esa semana puedas destacar un día especial, señal de que aunque seas más capillita, valores lo bueno de la Feria.
Pués si Canina, un añito, además, ha sido todo tan pronto, tan temprana la Semana Santa. En fin, la cuenta atrás ya empezó.

Kisses

Morís dijo...

Increible relato Gata, e increible Feria la que te has pegao. Yo que tb me considero más capillita la Feria me puede. Salvo el martes de tanta agua, en mi casa no me han visto el pelo. Hasta el alumbrao y los fuegos he visto este año. Y es que esta Feria la voy a guardar en el recuerdo con mucho cariño y nostalgia.

Por cierto, lo de los claveles rojos no podía venir de otra persona que de tu madre. Un beso para ella también.

El callejón de los negros dijo...

Pues sabía que san google no nos defraudaba.

Pavón, Linares y Triana

Dentro del blog, http://alboraida.blogspot.com/

Saludos
Antonio

La gata Roma dijo...

Gracias Moris, me alegro de que tú también lo pasaras bien. Si llegas a pasar por allí mi madre te habría endosado un clavel, fijo.
Lo dije Antonio, que calidad comentarística tengo, muchas gracias. He visto un comentario tuyo en un post antiguo; haber si cuento algo más, lo que pasa que últimamente yo ando muy justa de tiempo y tampoco colaboro much, una pena la verdado.

Kisses

Related Posts Plugin for WordPress, Blogger...